«El industrial no quiere subsidios, quiere trabajo»

Nota realizada a JORGE BALLERINI el domingo 16 de julio de 2017
 

Así lo expresó el presidente del Consorcio del Parque Industrial Chivilcoy y del Centro Comercial, Industrial y Servicio, por la ayuda del gobierno de la provincia de Buenos Aires a nueve empresas locales, que fueron incluidas en «Usuarios Productivos Críticos», un programa promovido por Nación y que apunta a otorgar ayuda financiera a empresas para afrontar el tarifazo de luz.

El tarifazo de los servicios a afecta a toda la comunidad, al vecino común y también a las pequeñas y grandes industrias, lo que provoca, en definitiva, una reducción en sus gastos e inversiones. Jorge Ballerini es el presidente del Consorcio del Parque Industrial Chivilcoy y, además, del Centro Comercial, Industrial y Servicio, quien al dialogar con LA RAZON sostuvo que «el tarifazo perjudica al vecino común porque se encuentra con una facturación muy alta y esto hace que retraiga las compras en los comercios y con las empresas es un problema, porque las ventas cayeron el 30 por ciento y a esto hay que sumarle el tema de la importación».

«No pretendemos que nos regalen la energía y el gas. El industrial no quiere subsidios, quiere trabajo», dijo, y agregó que «si hay aumentos en los servicios deben ser paulatinos, no de forma abrupta, porque las empresas cuentan con presupuestos y de un día para el otro se encuentran que tienen que pagar el doble, eso complica mucho. De una vez por todas tenemos que ver cómo organizar el país y pensar a largo plazo».

Por otro lado, Ballerini, dijo: «El empresario quiere crecer y trabajar sin incertidumbres. Ojalá que la situación cambie y podamos proyectar trabajos a 10 años. No estoy en contra de ningún gobierno, pero con un mejor lineamiento el país marcharía mucho mejor. Hoy en día no sabemos qué va a pasar la semana próxima. Algunas empresas planifican sus trabajos a uno o dos años y ahora se encuentran con los problemas de los tarifazos. No creo que esta situación ocasione la reducción de personal porque cuesta mucho tener un plantel de empleados eficientes y con la camiseta puesta. Tal vez el empresario haga menos inversiones. El 87 por ciento de la mano de obra en este país la producen las pymes y el 45% del PBI la provincia de Buenos Aires, la cual está muy complicada».

Sobre los subsidios que recibieron nueve empresas locales, manifestó que «no fueron tramitados por el Consorcio del Parque Industrial y sí por la dirección de Producción de la Municipalidad. No sé cuáles fueron los requisitos tomados en cuenta para recibir esta ayuda, que en definitiva es un paliativo. El empresario no debería estar pensando en subsidios sino en trabajo y poder pagar la energía».

En otro orden comentó que el Parque Industrial cuenta con 72 empresas, de las cuales el 97 por ciento son pymes familiares. «Estamos tramitando, aunque nos cuesta mucho, un precio diferencial en la luz y el gas para las empresas radicadas en el parque. También estamos trabajando por otras cosas, porque nuestro parque es público-privado, donde la Municipalidad tiene el derecho de asistir al arreglo de calles, alumbrado y seguridad. Hoy contamos con un patrullero y Guardia Urbana, y con el resto de las cosas estamos atrasados».

Por último reconoció que «siempre nos costó trabajar con las gestiones, porque el político en general piensa que el industrial tiene plata y se las puede arreglar, por lo que las gestiones focalizan más en la ciudad. Estoy de acuerdo en ayudar al vecino, pero también hay que pensar lo que genera un industrial para la comunidad, porque de una industria sale la plata que se invierte en los comercios».

La Razón de Chivilcoy

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Comentarios recientes